31 de Jul, 2015

Superfoods

Los superfoods, superalimentos en español, son productos 100% naturales, como frutas, algas, semillas, raíces o hierbas, que contienen una densidad muy alta de nutrientes en una pequeña cantidad.

Son llamados de esta forma por ser fuentes superiores de antioxidantes y nutrientes esenciales que el cuerpo necesita para el adecuado funcionamiento fisiológico, pero que por sí solo no los puede producir. Estos nutren el cuerpo, ayudan a desintoxicar el organismo, aumentan la energía, mejoran la inmunidad y el bienestar general. El cuerpo los absorbe y utiliza de manera sumamente eficiente dentro de nuestro organismo.

El consumo excesivo de aditivos artificiales, la mala alimentación, desmineralización de los suelos de cultivo y otros, provoca que la ingesta de nutrientes esenciales sea deficiente, por lo que consumir superfoods es una excelente forma de ingerir más nutrientes.

Aquí 5 de los superalimentos más utilizados:

  • Chía: estas son una super fuente de omega 3 (contiene 7 veces más que el salmón), grasa más anti-inflamatoria que existe, lo que la hace un nutriente ideal para deportistas, así como personas con enfermedades pro-inflamatorias y crónicas (alergias, sobrepeso, fibromialgia, artritis, diabetes, cardiopatías). Además, son fuente de proteínas, fibra, vitamina C (7 veces más que la naranja), hierro (3 veces más que la espinaca), potasio (doble de un banano) y calcio (5 veces más que la leche).
  • Quinoa: la mayor parte de sus calorías las provee en forma de hidratos complejos, aporta una alta cantidad de fibra y micronutrientes como el potasio, magnesio, calcio, fósforo, hierro y zinc, además, ofrece vitaminas del complejo B en cantidades apreciables y vitamina E con función antioxidante.
  • Kale: tiene un alto contenido de agua, muy pocas calorías, es bajo en sodio, es una gran fuente de vitaminas C y K y aporta una buena cantidad de calcio, hierro, magnesio, potasio y manganeso.
  • Cacao: el cacao crudo posiblemente es el alimento con mayor concentración de antioxidantes que existe. Su concentración de flavonoides (un tipo de antioxidante) es tan alto que contiene 21 veces más que el té verde. También es muy alto en magnesio y es gran fuente de hierro.
  • Aceite de coco extra virgen: se digiere y utiliza de manera más fácil que otros tipos de grasa saturada (como la presente en mantequilla, carne y huevos). Mientras que otros tipos de grasa saturada se almacenan, este tipo de grasa se envía directamente al hígado donde es convertida en energía. Acelera el metabolismo y quema más energía durante el día.

El brócoli, alimento más tradicional, también forma parte de este grupo y así como él, existen mucho otros tipos. Es importante conocerlos bien para así poder realizar buenas combinaciones entre ellos y potenciar aún mas sus efectos.

¿Usted cuáles conoce?